20 jul. 2008


Si con Mortadelo y Filemón se hizo lo que se ha hecho, y visto el poco acierto con qué en España adaptamos comics al cine, tampoco había muchas esperanzas en esta. Cruzo los dedos para que se rompa la racha con El Capitán Trueno.

Lo que en el comic resulta caricaturesco y esperpéntico, en la gran pantalla queda bastante irreal. Aqui sobreactúa hasta el apuntador, desde un Pablo Puyol cuyo talento no va acorde con su físico, con una Concha Velasco que rompe con sus últimos papeles aústeros en televisión.

La historia es de dos chicos gays, que no siguen los patrones, tienen kilos de más, sin ser refinados y con aficionados como el fútbol que están lejos de la subcultura gay. Su vida sufre una convulsión a juntarse un agente inmobiliario que no tiene reparos en matar para conseguir un piso.

Del trabajo de Juan Flahn se ven muy buenas intenciones y maneras, y seguro que en posteriores películas nos quitamos el sombrero, aunque esta es flojilla. Eso sí, el trio protagonista formado por Pepón Nieto, Carlos Fuentes y Mariola Fuentes es de dulce. Cada vez que salen los 3 en la pantalla, la historia crece. Y sin olvidarme de lo divertido que es ver a La Prohibida haciendo un papel mitad Ana Botella, mitad Esperanza.

0 Comments:

Post a Comment



 

blogger templates | Make Money Online